Cuando Las Velas Arden Y Se Apagan

ILUSTRACIONES PARA POEMAS -JEMWONG (852)

Cuando  Las Velas Arden Y Se Apagan

 

Vestiré este día  de sedas, transparencias y perlas

Adornaré los cabellos con  joyas de  jade y exquisitos  lotos

Calzaré los  pies con sandalias de fina plata y amatistas

Y en el silencio más absurdo esconderé  heridas cubriéndolas de ámbar

 

Seré  estruendo  que te posea  totalmente a su antojo

Cornalina, nácar engastado a tu  noble  y ardiente joya 

Permaneciendo  escondida tras el rostro de la  roja  luna

Una sombra sentada sobre el gran reloj de los tiempos

 

Seré granizada  que azota, calido aliento que ulula en la  piel

Odalisca incansable  sobre  el vientre del  real   mendigo

La fuerza telúrica que vulnere  todos los  frentes del palacio

Seré exuberancia  entre flamas  de más de medio siglo

Cuando el aliento y un deseo en la mente apaguen las flamas

 

Levantaré el cáliz de tus rezos y tragaré la amarga oblea

Podrás acallar los ¡Te amos! y sus ecos en el tiempo celeste

Cuando las velas y el incienso  se enciendan y se apaguen

Y se llene tu boca  de aire envenenado por ausencias

 

Decretarás quizás  que seamos río tormentoso  de  furiosa linfa

Roja fuerza  dividida  eternamente en dos vertientes

 Y desearás quizás  esconderte tras multitudes y abrazos

Y podrás seguir siendo el  gran señor de la afable sonrisa

 

La palabra  siempre venerada  por su gran  elocuencia

Mas llegará el día en que romperé  la  coraza de tu pecho

Y quizás  dejarás de ser de mi vida,  eterna  y deliciosa  tortura

Te veré morir mil veces naufragando en los  puertos del pecado

 

Cuando el tiempo se esfume y el silencio se rompa

Cuando seamos amapola y nelumbio en copula perfecta

Cuando entre los brazos la  eterna niña, la madre, la sanadora

Y la prostituta sagrada vuelvan a ser tuyas

 

Porque cada pliegue de la piel sabrán  que nunca fue un sueño

Y olvidar no podrás  las veces que sonó cada ¡Te amo!

Y olvidar no podrás   que encallaste en cada espacio perdiendo el aliento

Y olvidar no podrás que fuiste dueño y esclavo de fantasías y realidades

 

Arriando iras a cada instante  horas exhaustas nunca antes conocidas

Y regresaras en solitaria agonía lamiéndome  hasta el alma

Acariciando apasionado, loco y fogoso  lo indecible

Deseoso  de saciar de  locuras las horas vacías

 

Triturando enfebrecido  cada deseos y anhelos contenido

En química  de endemoniadas ecuaciones que  quemaran las carnes

Asirás el rostro entre las columnas del pórtico  respirando aromas de deseo

Mientras el  colosal cañón anuncia la colisión  las blanquecinas  aguas

 

Hoy los versos escritos  se visten de gala, hoy no son palabras perdidas

Se incendian uno a uno cada canto mientras cambia tu  calendario

Revelándose a la media noche nieves de experiencia  sobre  las sienes

Cuando  las velas arden y se apagan entre  la espuma  azul de los besos

 

FANNY JEM WONG

18.08.2006

 

 

“Estaré  en el aliento que apague cada vela”

JEM WONG

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s